El yogur: un alimento beneficioso para todos

Compártelo en redes
  • Yum

Propiedades y beneficios del yogur

Hay que empezar diciendo que el yogur es un alimento sano y nutritivo. Indicado para todas las edades, lo es principalmente en la infantil. Es rico en fermentos lácticos, que se originan tras la pasteurización. Contiene cientos de millones de microorganismos, que lo convierten en uno de los alimentos más completos. A su vez, estos microorganismos son los encargados de transformar la lactosa en ácido láctico que origina su peculiar sabor.

Se trata de un alimento con los mismos nutrientes que la leche, aunque su composición hace que sea más digerible. A ello cabe sumar una serie de beneficios propios de este alimento.

Propiedades beneficiosas

  • Favorece y desarrolla la flora bacteriana intestinal, o lo que es lo mismo, ayuda a asimilar los alimentos. Tiene la peculiaridad de fomentar el tránsito intestinal y de actuar como prevención de la diarrea.
  • Estimula la acción de las enzimas digestivas, ayudando a regular el funcionamiento del sistema digestivo. Facilita la absorción de las vitaminas y de los minerales, tales que calcio, magnesio y fósforo. Asimismo, previene las náuseas y los vómitos.
  • Posee un alto contenido en calcio, lo que convierte al yogur en un alimento esencial en la etapa de crecimiento infantil. También es muy recomendable para las embarazadas.
  • Ámplia variedad de vitaminas, especialmente las del grupo B. Junto a estas, se hallan también vitaminas A, B, D, E y K.

Además de los beneficios descritos anteriormente, existen otras razones que motivan el consumo del yogur.

La gran cantidad de microorganismos, conocidos también como prebióticos, protegen al organismo contra enfermedades e infecciones víricas, dado que estimulan la producción de inmunoglobulinas A, células plasmáticas y linfocitos.

El consumo habitual de yogur facilita el control del peso. También la autorregulación y mantenimiento de la composición y las propiedades del medio interno del organismo.

Componentes como el calcio, el potasio y el magnesio que incorpora el yogur ayudan a eliminar el sodio sobrante en la dieta, algo comúnmente asociado a problemas de hipertensión.

Los prebióticos del yogur ayudan a rebajar los niveles de glucosa y triglicéridos, y la presencia de esteroles vegetales mantiene bajo el nivel de colesterol.

El yogur posee un alto porcentaje de calcio. Este componente químico resulta vital en la formación ósea y en su mantenimiento, así como para nuestros dientes.

Resumiendo, el yogur es un alimento indicado para todo tipo de personas y edades, y especialmente adecuado para los intolerantes a la lactosa. Su consumo diario potencia la salud de nuestro organismo y contribuye a mantener una dieta saludable.

Redacción Comserpro
Enero 2019
© Todos los derechos reservados
Safe Creative

Este artículo ha sido visto 24 veces


Compártelo en redes
  • Yum