Proteger la vivienda

COMO PROTEGER LA VIVIENDA
26 Consejos para reforzar su seguridad.

De todos es sabido que cada vez se producen más ataques contra la propiedad privada, por lo que resulta imprescindible seguir una serie de consejos con la finalidad de reducir al máximo los riesgos de padecer robos y apropiaciones indebidas de nuestras propiedades

Los siguientes consejos tratan de ayudarle a conseguir, en la medida de lo posible, un mayor grado de protección para su vivienda y por extensión para usted y los suyos.Es obvio que estos consejos tendrán mayor o menor eficacia dependiendo del tipo de vivienda, ya que no es lo mismo un piso o apartamento en mitad de la ciudad, que una casa de campo o chalet situado en las afueras de una población.

En cualquier caso, la mayoría de ellos resultan básicos y suelen coincidir con los que divulga la policía y otros cuerpos de seguridad del Estado.

Estos son los consejos básicos para proteger la vivienda:

    1. Coloque como puerta de entrada una maciza con un espesor mínimo de 5 cm., con blindaje de chapa de acero de al menos 1 mm., con refuerzos en los cuatro lados y pivotes de cierre en el lado de la cerradura y su opuesto.
    2. El marco donde se apoya la puerta debe instalarse en una pared sólida de piedra, hormigón o ladrillos sólidos con un espesor mínimo de pared de al menos 20 cm.
    3. Si fuera preciso, refuerce la zona de bisagras con pivotes de acero y ángulos metálicos que eviten el uso de palanca.
    4. No eluda gastos en el tipo de cerradura. Opte por una de máxima seguridad, de tipo reforzado y antiperforación, entre las que cabe destacar las de cilindro con bloques adicionales. Existe una amplia gama por lo que es recomendable dejarse asesorar por el experto.
    5. En ningún caso prescinda de una mirilla panorámica que le permita ver de cuerpo entero a la persona que llame a su puerta.
    6. Haga uso siempre de la cadena de seguridad.
    7. En el caso de los accesos acristalados sin otra protección, se recomienda que este acristalamiento sea con blindaje.
    8. Coloque persianas en ventanas y puertas de balcones, y en su caso asegúrelas mediante un cerrojo interior.
    9. Proteja mediante rejas todas las ventanas y puertas de balcones con acceso fácil desde el exterior. Piense que aunque su vivienda no se encuentre a ras de suelo, pueden existir salientes, tuberías u otros elementos, por los que puedan ascender los delincuentes.
    10. Si vive en un ático o último piso del edificio, protéjase al igual que lo haría en caso de vivir en planta baja. Tenga presente que la mayoría de robos en este supuesto se realiza a través de los terrados. Por ello, también debe obstaculizar al máximo el acceso a su terrado.
    11. Refuerce mediante rejas los tragaluces y cualquier otra entrada por escondida que se halle.
    12. Cuando se ausente por poco tiempo, procure dejar signos de vida en la vivienda, como por ejemplo alguna luz encendida, y no cierre totalmente las persianas.
    13. Si se marcha durante un largo periodo de tiempo, instale algún temporizador que, a intervalos, se encargue automáticamente de encender y apagar luces, radio, televisión o equipo de música.
    14. No pregone en exceso sus salidas, sobre todo las de larga estancia.
    15. Tenga presente que los periodos de vacaciones suelen ser los más utilizados por los ladrones.
    16. Antes de abrir la puerta observe por la mirilla para ver de quien se trata. Como norma no abra nunca la puerta a desconocidos, máxime si son varios. Tenga presente que la mayoría de veces se utiliza el engaño para penetrar dentro de la vivienda. Normalmente las compañías de suministros avisan con anterioridad de la visita de su personal, que además debe acreditarse convenientemente. Ante cualquier duda, contacte telefónicamente con la compañía correspondiente.
    17. Procure no hacer alarde de riqueza, ni de signos externos distintos a los habituales en la zona, ya que esto atraerá la atención del delincuente.
    18. En caso de perder las llaves, cambie necesariamente la cerradura.
    19. Encárguese personalmente de la reproducción de sus llaves.
  • Evite siempre que las llaves tengan o posean indicios sobre su nombre o la dirección de su vivienda.
  • Si vive solo o sola, no lo propague innecesariamente.
  • No utilice su domicilio como caja fuerte. Al igual que hace con el dinero, si posee alhajas y objetos de gran valor es preferible que los deposite en alguna caja de seguridad bancaria.
  • No use armarios, cajones, vasijas, etc. para guardar cosas, ya que estos son los lugares donde primero buscan los ladrones.
  • Si se ausenta durante varios días, vigile que no se amontone su correo y pida a alguien de confianza que se encargue de retirarlo por lo menos una vez a la semana.
  • Caso de llegar a su vivienda y encontrar la puerta forzada o abierta, no entre y llame rápidamente a la policía. Los ladrones podrían estar dentro y su integridad correr riesgo. Además es importante que la policía analice antes cualquier detalle.
  • Por último y siempre que le sea posible instale un adecuado sistema de alarma. Esto potenciará la seguridad de su domicilio.

© Equipo de redacción Comserpro - Febrero 2011
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 3.0cc_creativecommons
Safe Creative #1102248573212


Este artículo ha sido visto 6.515 veces